miércoles, 30 de diciembre de 2009

Borrón y cuenta nueva

Llega el último día del año.
Se dispara la nostalgia de algunos, los recuerdos de otros, las ansias de vivir en un solo día lo que no se ha vivido en un año… prisas por hacer balances y buscar nuevas metas.
Dar el primer paso con el pie derecho, echar un puñado de lentejas en tus bolsillos, vestir ropa interior roja, amarilla o verde según lo que desees, velas doradas para atraer el dinero, roja para el amor, azul para cambiar de trabajo, darse un baño con sal o pétalos de rosa… infinidad de cosas… lo de las doce uvas o lo de meter un anillo dentro de la bebida es de lo más normalito.
Hay quien decide recibir el nuevo año en un gran hotel, hoy con spa, o en la mejor de las discotecas. O quienes se alquilan una casita en el campo y, al calor de la chimenea, junto a familia o amigos, se lo pasan pipa entre papelillos y cava o se terminan tragando el “especial Nochevieja” de cualquier emisora de televisión, con la tranquilidad de no tener que volver esa noche en coche a casa.
También los hay que se lanzan a la calle, chicos con traje y pajarita (que después de las doce desaparece) y chicas con tan mínimos trajes que parecieran cinturones anchos, pero que terminan, botella en mano, haciendo el “jili” y dando la nota.
Con la dichosa crisis, este año, habrá más de los que se quedan en casita, que reciben el año cerquita de la estufa y en babuchas, y que media hora antes de las doce se empeñarán en pelar las uvas.
También los habrá quienes tomen de cena una lata de judías y brinden con cola para encamarse de inmediato porque la peli es la misma del año anterior.
También …los que están solos, los que quieren estar solos, los que tienen que trabajar esa noche de guarda en el aparcamiento de unos grandes almacenes o en el servicio de urgencias de un hospital y , por desgracia, están los que no tienen casa o los que no tienen cena.
Pero todos, todos, esperan (esperamos), que en el último minuto del año nos sea concedido un deseo ante la ilusión de que se hará realidad en los próximos doce meses.
Será el día del “borrón y cuenta nueva”.

sábado, 26 de diciembre de 2009

Caja de bombones

.
Me regalaron el 24 una caja de bombones.
Por Dios… ¡qué me gusta el chocolate!
Tan linda la caja… con su cama dorada, su lazo rojo, los papelillos de colores (cada uno escondiendo una sorpresa, una delicia para el paladar)… relleno de licor, de avellana… y esa forma de crujir al morderlo… un “uhmmmmmmmmm” de placer semejante a… (mejor dejémoslo), un trasladarse a sabe Dios qué sitios, un soñar con un sabe Dios qué cosas, sentir sabe Dios qué…(que mejor será que Dios no sepa tanto)… que casi me comí la caja entera en una Nochebuena que no fue tan buena porque la pasé solita, me quedé sin televisión, sin teléfono, recogiendo el agua que me entraba por el tejado y, durante unas horas, sin luz. Pero me puse tibia de bombones.
He buscado en Internet cosas referentes al chocolate. Y es curioso…” el cacao rico en flavonoides ayuda a proteger la piel de los rayos ultravioleta”… que, evidentemente, a mi no me sirvió porque era de noche… “Produce serotonina, lo que alivia la depresión y cualquier dolor emocional” … que tampoco me sirvió a la postre porque dos o tres posiblemente alivien, pero casi una caja sólo me produjo un empacho.
Y lo de “el chocolate sustituye al sexo” (como se han atrevido a asegurar algunos expertos que, con voluntarios, a los que primero les dieron a probar chocolate, y midieron sus pulsaciones y actividad cerebral y, a continuación hicieron besar a sus compañer@s, y saboreando el chocolate, los corazones de los conejillos de indias se aceleraban de 60 a 140 pulsaciones más que cuando dieron besos).... mucho me temo que tampoco porque lo único que conseguí fue que se me rompiera un empaste en una muela, que me dio una noche que ni el ibuprofeno, y todo porque no me di cuenta de que algunos venían con unos rellenos más duros de la cuenta. Vamos que la noche de “sexo y pasión” tampoco me la regaló ni Papa Noel, ni la caja de bombones.
Que están ricos… seguro. Que me encantan… seguro. Que seguiré disfrutando de ellos… seguro, cuando pueda. Pero falsas esperanzas… va a ser que no.
.

miércoles, 23 de diciembre de 2009

Dos gotas de Chanel 5

.
Una Cruzcampo y un paquete de cigarrillos. No es mala compañía. Me gusta.
Miro por la ventana y parece que el cielo se cae. Llueve a mares, “chuzos de punta” ( ya podría llover sobre los pantanos y las patatas que son los que verdaderamente lo necesitan ).
La tarde se me antoja tranquila. No hay televisión (el viento rompió la antena), en el msn no hay nadie, en Facebook tampoco (aunque a lo mejor es que no sé cómo funciona), el gato anda durmiendo en algún rincón y no tengo que ir al trabajo esta tarde (cosas de la crisis)… Parece que en las calles la madrugada se adelantó porque campan a sus anchas los silencios. El atronador golpeteo de las gotas de lluvia sobre los tejados es lo único que me provoca dolor de cabeza.
Y promete repetirse mañana con lo que viajar para la cena de Nochebuena se me pone difícil. Posiblemente será la primera vez.
Como diría Marylin… con dos gotas de Chanel 5.
.

lunes, 21 de diciembre de 2009

FELIZ NAVIDAD


Sois muchos y no sé vuestras direcciones postales... ni siquiera vuestros emailes.
Cabemos a una felicitación por cabeza... que las he hecho en serie por eso de la crisis, que la cosa está muuuuu chunga.

Que Dios ( mi Dios o el vuestro) os bendigan a todos.

sábado, 12 de diciembre de 2009

Rubores

Una sola mirada consiguió ruborizarla.
Lentamente, sintió como se iba adentrando hasta su más profundo secreto como el aire que se desliza por cada uno de los recovecos de una inmensa y oscura cueva.
Por sus ojos a su garganta, donde descubrió palabras nunca pronunciadas, ahogadas por la vergüenza o el miedo; canciones que nunca hallaron más eco que el susurro.
De su garganta a su corazón, donde la sangre transitaba sin más carga que la del oxígeno que la mantenía con vida, sin más destino que el de volver, una y otra vez, al mismo comienzo.
De su garganta a su estómago, fuerte como una roca, única ayuda en los peores momentos, cuando había de digerir lentos anocheceres, cuando lo que más deseaba era dormir y olvidar.
Sus hombros, sus brazos, sus manos, cansados de asir los remos de su vida luchando contra toda imposición. Su cadera, sus piernas, sus pies, adheridos a un suelo al que rogaba se hundiera antes de que encontrara su alma, escondida y muerta de miedo, temblorosa y enamorada.
En sus ojos… lágrimas secas
En su garganta… un anhelo
En su corazón… un latido
En su alma… su alma se asomó tímidamente para encontrar luz en otros ojos.

Pinceles y raices

.
Si mis dedos fuesen pinceles,
daría color
a una sonrisa en tu boca,
pondría luz en tus ojos
y rojez en tus mejillas.

Dibujaría
un corazón en tu pecho,
borraría la cerradura
y tiraría la llave,
para que no pudieras
volver a cerrarlo
cuando yo entro.


Y una línea en tu espalda
hasta tu nuca,
llena de caracoles
y campanillas,
y recorrerla...
con la yema de mis dedos.

Y un camino...
un camino que me llevara
hasta ese bosque
en el que te escondes
tras la sombra
de cualquier rama.

Enredaría mis dedos en tu pelo

y echaría raices en tu alma.

.

domingo, 6 de diciembre de 2009

Ansiedad

.
Ansío ser amada. Ser amada de esa manera dulce y sosegada que te regalan los años… o a esa velocidad joven y extraviada que pone un coche de cero a cien en menos de un minuto… con la tranquilidad de la verdad… con la ternura de un poema…
Después de mucho tiempo de no encontrar nada dentro de mí, de hallarme tan vacía que ni el más mínimo sentimiento pudiera echar raíces por yerma y desgarrada, por hallarme sumida en un mar de odio contra todo y todos, por haber ido almacenando desamores, decepciones y mentiras, mentiras a medias, porque no hay mayor mentira que la de no querer saber la verdad, cerradas las puertas a todo daño, escondida bajo la almohada… echo de menos tantas cosas…
Una mano tierna que, dejada caer sobre mi hombro, me convenza de que puedo ser capaz de todo; un beso que, antes de dormir, me prometa hermosos sueños; una sonrisa que ilumine mañanas lluviosas; una palabra capaz de llenar una vida; un hombro para llorar y un abrazo que sea el escondite perfecto…amar sin condiciones.

Mientras tanto soñaré que existes, que me amas, que estas ahí.
.

jueves, 3 de diciembre de 2009

Porque te quiero

Después de mucho pensarlo, no quiero verte,
ni conocerte, ni hablar contigo,
ni siquiera mirarte desde lejos,
a escondidas.

He Decidido que no quiero ni que me veas,
ni que me conozcas, ni que me hables,
que no me regales ni un solo beso…
sólo soñarte.

No quiero ni amarte, ni que me ames,
ni descubrir que no te quiero,
ni adivinar que no me quieres.

No quiero tener que oír tus mentiras,
tus excusas para no verme
ni tener que ahogar mis besos.

Porque no quiero defraudarte
porque no quiero llorar…
llorar porque te quiero.

Nos seguiremos escribiendo.
Una rosa para ti…
un pañuelo para mí…
y dos sueños.

martes, 1 de diciembre de 2009

Niños


Se aburría. No tenía con quien jugar y no le apetecía hacer castillos. Hacía frío… menos mal que mamá había encendido eso que da tanta calorcita… aunque no pueda acercarse a ella.
Apenas llegaba con la nariz al borde de la mesa.
- Mami… ¿Qué haces? ( se parecía a lo que acababa de hacer el en la pared de su cuarto)
- escribo
- ¿por qué?
- porque me gusta
- ¿por qué? (vaya una respuesta… a el le gustaba saltar en el sofá y siempre le regañaban por hacerlo)
- Porque me gusta contar cosas y pensar que alguien las leerá.
- ¿por qué? ( a el le gustaba que mamá le contara cuentos)
- No preguntes más, no lo entenderías.
- Yo quiero.
- Tu no sabes escribir todavía
- yo quiero… sí que sé.
Mamá cogió de un cajón un lapicero y una hoja de papel. Se parecían a los que la señora mayor le prestaba a él y a sus amigos… un día se trajo uno escondido en un bolsillo y lo guardaba junto a don potato.
- Siéntate aquí y dibuja un poco mientras termino.
Vaya… es todo blanco… en los otros siempre hay algo dibujado y el sólo tiene que dar el color… qué chasco… ¿qué hacer con esto tan blanco?… no es igual que hacerlo en la pared, detrás de la puerta, donde mamá no podrá verlo… ¿y si no le sale bien?… ¡qué grande!… pero mami lo hace… a ver… qué tontería, dibuja pequeño y sin color… eso no le gusta… no es divertido…
- Mami… píntame un caballo.
- Hazlo tú, yo ahora no puedo. Termino enseguida.
Pintar un caballo… que se creía ella que iba a dibujar un caballo… ¿no se le podía haber ocurrido otra cosa? ¿Cómo iba a pintar un caballo?... si lo hacía y mami veía lo que había tras la puerta sabría que lo había hecho él… y buscaría lo que guarda el señor potato… ¡Con lo bonito que le había quedado! … mejor no escribir aquí… además, lo que hacía mami no parecía ya tan interesante…
- No sé pintar caballos… ¿mami?... que no se pintar caballos…
Soltó el lapicero sobre la mesa y dejó el papel en blanco. Estaba satisfecho… cuando mami descubriera el caballo detrás de la puerta se llevaría una sorpresa… pero si creía que no sabía escribir nunca se le ocurriría pensar que había sido él… y es que mami no le dejaba pintar en la pared.

domingo, 29 de noviembre de 2009

Ensayo

.
Acababa de llegar a casa. Estaba cansada, le dolía la espalda (esa silla de la oficina… debería pedir que se la cambiaran...). Como si de un fardo se tratase, cayó en la primera silla que encontró; se descalzó y el frío del suelo se convirtió en un buen amigo… ¡qué alivio!... ya no aguanta esos tacones… se esta haciendo mayor… mañana cumplirá cincuenta y cinco años
Entra al baño y abre el grifo del agua caliente… esta vez llenará la bañera… una buena dosis de gel y un puñado de sal le hará bien. La toalla, la crema, las zapatillas… todo a mano. La radio… ¿Dónde la habrá puesto?... allí… una música suave. Y una vela… hoy encenderá una vela con olor a romero.
Una sola horquilla sujeta su pelo (era de mamá… pobrecita… le tenía cariño). Habrá de ajustar este botón de la blusa… cualquier día se suelta.
“¡Hola mi querida amiga!”... frente a un gran espejo que, además de la luz de la vela, refleja un rostro que, cada día, se le antoja más extraño… “cada día tienes más blanco el pelo”… “¡Vaya!... tendrás que cuidar ese cuello… a lo mejor encuentras algo que pueda arreglarlo… Mañana te buscaré ese pañuelo que me regalaron el año pasado”… “Menuda señal te ha dejado hoy el cinturón… deberías hacerte con otro… mejor no lo uses más”…
Se sumerge en dos palmos de espuma y siente al fondo el agua caliente… quema… relaja… da escalofríos. Mañana es Domingo y, si pudiera, se quedaría ahí toda la noche.
Cierra los ojos; no se escucha a nadie en la calle (por aquí no hay fiestas, ni discotecas, ni parques… esta calle es demasiado estrecha…) huele bien el romero… y parece lejana la música de la radio… ¡qué delicia un baño caliente!...

Sueña…

“Gracias por los bombones”… “No te preocupes, no tiene importancia”…”Me hacía ilusión ¿Cómo lo sabías?”… “No se lo cuentes a nadie”… “Treinta… treinta ya, fíjate… parece que fue ayer”

Ring….Ring… Ring… el teléfono suena y la despierta; siente que el escalofrío ya no es tan cálido… la pequeña vela se derrama en la esquina de la estantería… se envuelve en la toalla lentamente pensando quién la habrá llamado a esas horas; al encontrarse de nuevo con el espejo le dice…”Ya lo sé… no podré hacer como con los treinta… estos sólo los podré cumplir una vez…… y cállate”

sábado, 28 de noviembre de 2009

Sueños

Cerrar los ojos y soñar con que la noche sea corta. No son los niños los únicos que sueñan.
Nunca, o casi nunca, recuerdo mis sueños. Ya, ni siquiera, puedo soñar con lo que quiero y despertar para poder recordarlo; es algo que solía conseguir.
Hay noches en las que ni el sueño es descanso.
En el silencio, los amantes de la noche se cuentan arrullos en las esquinas y los dejan colgados de mi balcón… y yo sueño con soñar.
La mañana vendrá acompañada, como siempre, del olor a pan recién hecho. Un café, y la rutina vuelve a comenzar.
Y los sueños los dejo para la próxima noche. Quizás lleguen.

jueves, 26 de noviembre de 2009

" mi chico"

Aunque le esperaba, creo que llegó a mi vida de improviso y cuando menos preparada estaba. Una llamada hubiera sido suficiente.
Una sola mirada bastó para enamorarme y con el roce de su mano en mi mejilla sólo logró engancharme a él como nunca lo consiguió ningún otro.
Con el tiempo, mi sueño cerca del suyo se convirtió en el más placentero, sus secretos en mis ilusiones, sus ilusiones en mis sueños.
Es “mi chico”… será “mi chico” aún después de haberse marchado, o de encontrar el calor que desea en otros brazos, porque nada en él me es ajeno.
Sé que no habrá nadie para mi tan querido y que él a nadie querrá como me quiere a mí pero cada día se me hace más difícil tenerle lejos y no poder disfrutar de esas charlas de sofá que se alimentan de confidencias en voz baja.
Le echo de menos y una llamada, de tarde en tarde, siempre me deja con ganas de más.

miércoles, 25 de noviembre de 2009

Interminable noviembre

.
Vaya con el mes de Noviembre… está dando mucho de sí ( no para mi, claro, porque esta siendo monótono, vacío, poco esperanzador… al menos no está siendo dañino).
Paseo por Internet, y por los blogs ajenos, ávida de impresiones, vivencias, amores, lindas e inspiradas poesías, malos humores, historias de todas clases… mi curiosidad, mis tardes, mi apatía, mi pesadumbre, mi monotonía... son totalmente, o casi, satisfechas.
Noviembres amargos, noviembres ansiosos, noviembres enamorados, de cumpleaños, de regalos, de nostalgias, de recuerdos, de añoranzas, de esperanzas, soñadores, erótico-festivos, de mentiras, de verdades, de ilusiones, de ausencias, tristes, alegres, apesadumbrados, románticos… esta habiendo de todo.
Este Noviembre esta resultando más loco que Febrero. Quizás sea el cambio climático. La serenidad que se espera de los primeros días de Otoño brilla por su ausencia y, tanto almas como cuerpos, van un poco despistados (igual pasa con las flores que se abren como si de Abril se tratara, o se mustian como si el fruto fuese el único resultado para este desquicio de temperatura) y no encontraran ese punto medio y de calma propio de estas fechas.
Puede que llueva este fin de semana por estas tierras. Quizás baje el termómetro de los 25 grados y necesite recoger la mantita de viaje del altillo. A lo mejor el fuego de la chimenea será agradable y acogedor. Puede que la felicidad no sea un sueño y la realidad pueda ser dibujada con esa fantasía que cambia nuestras vidas.
.

domingo, 22 de noviembre de 2009

Toros "con clase"

Me gustan los toros… y es una afirmación cada día más arriesgada por la cantidad de personas que se muestran contraria a la tan traída y llevada “Fiesta Nacional”. Si dices que te gusta puedes ser objeto de insultos y menosprecios del todo desagradables.
Pero es que cada día que pasa lo de la “Fiesta” va dejando de gustarme mas, dejándome sólo la huella del duelo entre hombre y animal como algo que no sé cómo justificar por más arte que quiera encontrar en ello. Y la huella es la inevitable muerte del toro.
Aparte de la científica certeza de que los animales poseen inteligencia, aunque sea envidiosa de la humana ( no estoy segura de que sea realmente así), hoy he podido comprobar que, si no son “tan” inteligentes, poseen un instinto que ya lo quisieran muchos para sí porque, en su… sinsaber… han descubierto un lugar, posiblemente, en el que les gustaría vivir… o morir… a saber.
Morir en un coso, mientras gente que te mira grita y palmea, saca pañuelos blancos, como si lo de morirte fuera una heroicidad, sufrir una larga (que al bicho debe parecérselo) agonía para que otro animal de dos patas ( que así nos debe ver el toro) nos engañe, nos vuelva locos, nos haga daño y, al final , nos dé muerte… se vaya sonriendo como si hubiese librado al mundo de un enemigo mortal…. No creo que al toro, mientras camina en su particular “búsqueda de la luz” , le parezca lógico.
Pero, “ he te aquí” que hoy han sido protagonistas, y no es la primera vez, cual Clark Gable (s), de uno de esos montajes cinematográficos americanos y han puesto sus “santos (cuando menos beatos) cojones” encima de la mesa y en medio de un rodaje, en el que han pretendido convertir Cádiz en Pamplona ( como si Pamplona estuviese ocupada o Cádiz no fuese suficiente por sí misma), y han decidido que, ya que pretendían engañarlos con un encierro simulado o hacerlos correr como alma que lleva el diablo viviendo unos ficticios Sanfermines, para luego no tener opción a cobrar ni la peligrosidad ni el copyright… han decidido saltarse la valla, y el protocolo, y correr libremente por las benditas calles de Cádiz y hacer turismo.
Y… ¿Dónde se fueron?... A la Caleta. Según el telediario ( Y hoy me he carcajeado, que buena falta me hacía) los susodichos animales han terminado en la Caleta, como si de un refugio se tratara, donde ni los focos de unos americanos locos ni las espadas de unos españoles que fabrican un arte muy particular, pudieran hacerles daño… y si se lo hacen, al menos, sería en un lugar que mereciera la pena.
Ole sus aquellos!!!... que riman con "vacaciones" y que dirían "unos chicos con clase".
.
.
Caí, por la madruga
cómo me huele a sal, mi Caí.
Eh, pa nosotros dos
tengo a mi Caí, con perdón,
y hay de los que se preguntan
qué es lo que tiene ese rincón.
Niña, Caí se bebe el sol
que hay en la brisa marinera
y que remienda tu corazón
con la sonrisa más morena .
Caí, cuando tu no estas
ya de qué me vale el mar...
El mar... mi Caí
Caí, cuando anochece
que tu te duermes
que yo te miro y a ti te pierde
Ay... mi Caí
.
.
(de Niña Pastori)

sábado, 21 de noviembre de 2009

¿ Querer es poder ?

La mayoría de las cosas que nos pasan se sujetan a una lógica que no acierto a entender. Cuántas veces nos vimos inmersos en una situación harto desagradable sin comerlo ni beberlo. Cuántas veces no tuvimos más remedio que meternos hasta el cuello en algo que no estaba previsto y que nos fastidió cualquier otra iniciativa que sí deseábamos. Cuántas, por otros, hicimos lo que no queríamos. Cuántas dimos lo que no teníamos sólo porque nos lo pidió alguien a quien apreciamos. Cuántas veces tuvimos que recuperar lo perdido…
Yo muchas.
Ya me perdí una vez por no apreciarme lo suficiente, hace años.
Hoy, cuando creía que había aprendido a quererme, que hacía las cosas por voluntad sin importarme los riesgos, un nuevo escalón, y muy alto, se me pone enfrente y me hace las cosas aún más difíciles que hace quince años porque parece que lo aprendido no es suficiente.
Siempre he pensado que “lo que debes hacer”, “lo que tienes que hacer” y “lo que quieres hacer”, son cosas que difícilmente se ponen de acuerdo. Las obligaciones, las necesidades y los deseos andan siempre de pelea y entre todos me han llevado a donde estoy y me restan, por igual, horas de vida y horas de sueño.
Si lo conseguí antes, lo haré ahora. Porque debo, porque necesito y porque quiero hacerlo.

jueves, 19 de noviembre de 2009

Calendario Pirelli 2010

Hoy he visto en televisión algunas de la fotos que se publicaran en el Calendario Pirelli 2010. Nunca he echado muchas cuentas a cosas así pero hoy, por curiosidad, en la página de google (donde de todo se encuentra), he buscado si había alguna crónica al respecto.
No he podido pasar de la página 1. “La edición del año que viene (2010) promete levantar demasiadas suspicacias entre el público, ya que de usarse estas imágenes sin retoques, será una de las ediciones más provocativas de los últimos años” Vale si lo que quieren es provocar… porque, ciertamente, provocan. Pero ¿qué?.
No levantaron mis “suspicacias”, creo que no. Lo que levantaron fue mi perplejidad y, en algunos hombres, no es precisamente perplejidad lo que pretende levantar.
He visto algunas imágenes, algunas fotos, que formarán parte del calendario cuando se publique… que no se publicará abiertamente porque por lo visto es para clientes VIP, y los que los puedan piratear, claro. Son realmente hermosas, tanto por las modelos como por la sensibilidad del fotógrafo. Y los paisajes, ni que decir tiene que son paradisíacos… ya quisiera yo estar allí… Porto Seguro, en Brasil.
Pero es que me han puesto de mala… de mala leche… si.
Según la Universidad de Texas… “la silueta perfecta en una mujer es 60.96cm de cintura y 86.36cm de caderas… Y esto es resultado de dividir estas dos medidas… que dará como resultado la “proporción áurea” del deseo: 0.70588253.” Pero claro, añaden… “pero si se tiene un cuerpo más latino de 80 de cintura y 100 de caderas, por ejemplo, el número perfecto resulta casi igual, 0.80.”
O estamos locos, o estamos locos… 90 – 60 – 90… 100 – 90 – 100 … ¿De verdad hay una medida perfecta ? ¿Hoy?...
Acabo de medirme… 93 – 75 – 90…(no son muy parejas, ya lo sé… pero es lo que hay)… Soy perfecta… no doy el 0.705, pero soy perfecta… no me falta de nada.
Comentarios tales como… “Sensualidad representada con belleza” ( que variará según los gustos)…“solo la belleza puede salvar el mundo”( al mundo no lo salva ya nadie )… modelos desnudas casi al completo” ( que tienen lo mismo que cualquier otra mujer sólo que más joven, o más operado, o menos maltratado)… “naturaleza en estado puro” ( cuando la foto es la de una mujer sentada a lomos de algo parecido a un buey… algo que no parece muy natural)… Pues como que no me parecen demasiado acertadas.
Pero eso si, el premio se lo lleva... " vuelve la carne rica y jugosa” que me parece de un mal gusto sin medida ni consideración. Si tienen que hacerle retoques a unas modelos de… 20 años???... sería la leche y que las consideren “carne” ... que nos consideren carne, es de no tener vergüenza.
Que disfruten el calendario aquellos “que tengan la suerte” de conseguirlo, pero que sepan que, posiblemente, sólo podrán soñar con lo que ven (Vivan las lolas y las manolas!!!), que las mujeres reales, las cercanas, no están en los calendarios… al menos en los de Pirelli.
Y que me perdonen los caballeros... que no va con ellos.

lunes, 16 de noviembre de 2009

Nada que hacer

Como cada lunes volví a verle. Llamé y quedamos a las dos, cuando recogía a sus nietos del cole. Nunca quise que me consideraran “abuela”… no tengo edad… pero de haber sido mis nietos no los habría querido más.
Una cerveza mientras espero. Otra mientras charlamos. Y una distancia entre nosotros que, a cada lunes, se hace más grande y no creí que fuera posible.
Mientras me habla, me descubro lejana, nada de lo que me cuenta me interesa, pero procuro escuchar una y otra vez sin conseguirlo. Después de tanto tiempo no hay nada, de todo aquello que me he esforzado por no perder, que me una a él. Lo único que permanece es la idea de haber empleado mucho en el camino y no haber conservado nada porque una sola palabra, en un instante, hizo que todo se esfumara.
He terminado de vaciar una de las habitaciones de mi corazón. He tirado todo aquello que no me servía, por enésima vez. Y me canso de tener que hacer siempre lo mismo.
¡ Qué lejos se me antojan los días en los que la imagen de un ideal príncipe azul era la única que preocupaba al apagar la luz !

domingo, 15 de noviembre de 2009

Mi gran mundo

Cerré este chisme endiablado anoche, bueno hoy porque eran cerca de las cuatro de la madrugada. He visto que algunos como yo andaban despiertos y procuré ser compañía.
He dormido un par de horas, casi a regañadientes y por agotamiento. En mi cabeza la máquina no para y es difícil hacerla callar... el ruido me despierta.
No eran las ocho cuando lo he vuelto a encender. Domingo de mañana. Contesté a algún correo. El mundo esta durmiendo después de una noche movidita y, la mitad, están de UVI. Para ser domingo a mi me espera un día muy movidito de trabajo. Y lo ha sido hasta el punto de que hoy llevo un adorno más, de tres puntitos, en uno de mis dedos… las prisas.
Pero me he pasado el día soñando con volver a encender este trasto. Con lo que yo he despotricado de todo esto de “la red”… y, hoy por hoy, es mi mejor compañía.
Al principio no fue más que un compromiso que adquirí… se convirtió en una ventana al mundo que mi vida me negó… hoy es… cómo decirlo… la oportunidad que se me negó en su momento de ser persona, anónima, pero persona, y no la sombra de alguien… hablar de lo que pienso, creo y siento sin miedo… y sentir, como un hermoso regalo, las palabras de aquellos que pasan por mi casa y los que me dejan pasar por la suya sin más, porque son sus palabras las que hacen que nazcan las mías, que todavía no han encontrado su camino y que encuentro apelotonadas a la salida.
Sirvan estas líneas para agradecer todo a todos aquell@s que tienen a bien considerarme merecedora de sus atenciones, en sus blogs o en el mío, porque me hacen la más feliz entre las felices y compensan todos esos momentos en los que parece que nada tiene sentido y todo supone una losa.
Tenéis nombre auque no sea el vuestro… tenéis rostro porque os lo pongo yo… sois parte de mi vida porque me habéis dejado entrar en vuestras casas a hurtadillas y me habéis dejado quedar. Gracias. Convertís mi mundo en un gran mundo.

viernes, 13 de noviembre de 2009

¿ Navidad ?

Recuerdo cuando, de niña, la Navidad era algo que me llenaba de ilusión. Eran distintas, claro, y yo también. Comenzaban poco antes de las vacaciones en el cole cuando mamá sacaba del altillo la caja de todos los años donde se guardaban las figuritas del Belén y había que salir a la calle, con el frío que hacía, a buscar piedrecitas y arena que era lo único que se había tirado el año anterior.
Y no escribía la carta para los Reyes ( quizás por eso nunca me trajeron un juego de pistolas de cowboy ). Los Reyes te traían lo que querían, o lo que podían. Y cuando veía los regalos ( el regalo, uno ), sólo por ser nuevo se convertía en el mejor del mundo. Mamá, para curarse en salud, siempre contaba la misma historia... que era afortunada porque otros niños no tenían mi suerte y que a ella, más de una vez, le trajeron una muñeca de recortes de tela cosida a escondidas en la noche.
Hace mucho que me gustaría poner un paréntesis a estas fechas y poder saltarme esos días a la torera. En los últimos años no han tenido de fiesta ni el alumbrado de las calles.
Y cada vez me adelantan más las fechas. Ya anda la gente metiendo en el congelador la cena de Nochebuena y apartando juguetes para los niños.
Me temo que entre que sigo cumpliendo años, y no esta una para muchos saltos, y que el paréntesis cada año se me hace más grande, o hiberno como los osos o vuelvo a cantar villancicos, aunque sea desde Agosto, porque no consigo encontrar ni el más mínimo reflejo de las Navidades que recuerdo.

miércoles, 11 de noviembre de 2009

Hoy puede ser un gran día...

No soy demasiado habladora. Y no es que no me guste hablar, puedo ser una pesadilla que tomó la identidad de una cotorra, pero hace mucho… mucho, que me cuesta encontrar una conversación de la que formar parte dejándome llevar por la pasión que me provoque el tema.
Creo que llevo demasiado tiempo hablando solamente con mi gato.
Y no es algo ocasional, yo lo sé, en otras ocasiones me ha ocurrido. Pero cuando la vida se empeña en convencerte de que lo tuyo es vivir solo, llevándote de un muro a otro y obligándote a derribarlo, terminas por creer que la vida tiene razón. Y te esfuerzas por mantener esa “independencia”… porque es “lo tuyo”… aunque sea inconscientemente.
Y lo malo no es eso, lo malo es que lo consigues. Consigues no necesitar de nadie, consigues disfrutar de muchos momentos en los que hacer lo que te venga en gana sin el lastre de la preocupación. Si hoy no tienes deseos, fuerzas, alegría… sueño, hambre, salud… trabajo, dinero… no afecta a nadie más que a ti. Puede resultar hasta cómodo.
Lo peor es cuando eres tu quien necesita aquello que tu no te puedes dar, cuando hay parcelas de ti que no has de llenarlas tu y quedan vacías.
Hoy creo que la soledad, voluntaria u obligada, te hace pagar un precio muy alto.
Creo que hoy no ha sido un buen día.

miércoles, 4 de noviembre de 2009

"... y el alma sólo es de Dios"

Lo divino y lo humano…y una línea que no sé si es cada vez más gruesa o más fina.
Si, al final, tenemos alma ( eso no lo sabemos, sólo lo creemos o no), como decía Calderón “el alma sólo es de Dios”… y tenga el Nombre que tenga, me atrevo a añadir yo ( mi Dios me perdone, si es que me tiene que perdonar).
Pero es que hoy me he sorprendido al leer una noticia. A saber. En un barrio, de una ciudad andaluza, se manifiestan para que no se edifique una Mezquita. Y seguro que no será la única en la que ocurra algo así, pero ahora me acuerdo de algunos de mis amigos que son musulmanes… buena gente, pero musulmanes.
Hoy, ser musulmán se ha convertido en una especie de estigma que te maldice si vives en medio de una sociedad que, mayoritariamente, no lo es. Creo que pagan justos por pecadores, aunque no me siento capaz de defender, sinceramente, a capa y espada, esta inmigración desordenada y descontrolada a la que tenemos que hacer frente.
Pero sinceramente, y procurando apartar de mi mente y mis perjuicios lo indeseable que la cultura musulmana nos ha “trágicamente regalado” en los últimos años, intento meterme en la piel de los que llegaron hasta estas tierras de manera menos furtiva y traidora, y no consigo que no me duela la intolerancia.
Lo siento por todo aquel que tenga motivos para lo contrario, yo debería, quizás, ser más solidaria, lo entiendo, pero me imagino en su tierra, extraña, y sin tener un lugar consagrado a mi oración (aunque en el fondo entiendo que no me hace falta un sitio concreto)…

miércoles, 28 de octubre de 2009

Buenas costumbres

- Banesto anuncia que pondrá a la venta los pisos que tiene con un 40 % de descuento. ¡Qué generosos!... ¿le perderán dinero a esta iniciativa?... A lo mejor, hoy, aquellos a los que les fueron embargados, se pudieran reembargar para comprarlos casi a la mitad de por lo que se las embargó Banesto. Ahora quieren que los compres por 500 E al mes, cuando no fueron capaces de negociar los 1000 € que no pudiste pagan hace dos años.
- El consumo baja porque los precios no se pueden pagar, pero el precio del petróleo sube, y el de la gasolina también… ¿Qué esperan los que venden… milagros?
- Bin Laden parece que sigue vivo… el muy joio…
- La Iglesia Católica le planta cara a la fiesta americana de Halloween ofreciendo como alternativa algo igualmente ridículo… “los Santos ganan” traducido al castellano…
- Todo el mundo empeñado en desenterrar los que se suponen los restos de García Lorca, aún contando con la negativa de los descendientes. Como si lo que nos dejó tuviera la necesidad de ser autentificado o mas valorado mediante unos restos que “a saber”…
- Un Guardia Civil le roba la Tarjeta de Crédito a un muerto en accidente y, encima, la usa.
- Unos Guardias de Seguridad apalean a un joven en un centro de menores mientras se encontraba atado a una cama.
- Un corazón inteligente que sirve para los humanos y con un mínimo de riesgo al rechazo. Se ha de recargar a menudo, pero estará disponible para el 2012 y será la mejor opción ante la escasez de corazones.

Por una vez, y sin que sirva de precedente, he visto un Telediario y sin tener en cuenta la cadena… la verdad es que no me acuerdo.
A lo que iba… una única buena noticia.

Creo que lo mejor es que no convierta en costumbre... lo de ver las noticias.... aunque "la buena" merezca la pena.

martes, 20 de octubre de 2009

Ayudando a la Crisis en Estepona... ja

.
Hoy, nada más llegar al trabajo, me encuentro con un periódico local encima de la barra del bar ( trabajo en un Restaurante como cocinera). En letras muy gordas puedo leer algo así... ANTE LA CRISIS, LA CORPORACÍON HA REDUCIDO SUS SUELDOS"... Me detengo a curiosear... y cuál no será mi sorpresa... cuando descubro que después de la reducción de "honorarios", porque son de honor, el que menos obtiene catorce pagas de 2.500 € y el que más casi 2.800 €.........¡¡¡ repartidas en el año !!! ........... Menos mal, porque pensé que se las daban de una vez.
Lo que no quiero pensar es lo que cobraban antes de la dichosa reducción porque yo para ganar 800 € tengo que trabajar, como una mula, unas cincuenta horas semanales mientras cotizo cuatro horas, que es lo que tengo de contrato en el que se me incluye una prorata de las extraordinarias, sin contar con las broncas de unos jefes que no acaban de decidir cómo quieren las cosas y de hacer trabajos que, en teoria, no me corresponden.
Con cada uno de sus sueldos viven hoy en Estepona cuatro o cinco familias y se dan con un canto en los dientes porque pueden comer aunque no puedan hacer frente a su hipoteca. Y, con perdón, ganan eso por tocarnos a todos los cojones e hincharnos las narices, porque más allá no se ve que hagan mucho.
¿Y hablan de crisis?
Gracias a los señores de la Corporacion Municipal por contribuir a que este pueblo consiga que, cada vez, algo en él sea más grande... la crisis.

jueves, 15 de octubre de 2009

Mi "cachito" de Carnaval.

A opinar del Canaval nunca me atreveré porque no entiendo... sólo sé que me gusta y no me voy a preguntar el por qué. Supongo que debe ser ese dejarse llevar por la dulce marea para que te lleve a donde quiera... y si puede ser a Cadiz, mejor... y si puede ser en clave de Carnaval, la gloria.
Pero hoy, ese Carnaval que tengo tan lejos, ya no lo está tanto. Hoy tengo un cachito que es sólamente mio y he dicho que presumiría de ello.
Después de mucho tiempo de visitas a blogs carnavaleros, foros y demás centros, después de mucho escuchar Carnaval y no conseguir aprender más de una cuarteta sin que me suene a nueva y fresca, el Carnaval de la distancia y de los sueños me ha hecho un regalo de manos de alguien a quien ni conozco.
Sin hablar de nadie, sin dar nombres ni señales (porque la humildad es algo que no tiene precio), me han regalado un cachito de Carnaval y este es para mi.
Desde el desconocimiento, desde la ignorancia, desde el rincón del que no sabe y le gusta aprender, desde el agradecimiento del que anhela, del que se sabe última mota... GRACIAS por hacerme pensar que puedo formar parte de todo esto porque, a pesar de todo, no está tan lejos.

martes, 29 de septiembre de 2009

Cadiz.... SUEÑOS

Sueños… sueños… Sueños… Sueños
que nos son sueños de una noche de verano
Sueños… sueños… Sueños
que atesoré en mi corazón durante años
Sueños… Sueños
que se hacen realidad si estoy soñando
Sueños…
Sueños que sueños no son,
sólo hay que verlos
de primera mano.

Me contaban de tu Caleta
y soñé…
y mi sueño era tu olor.
Me contaban de tus calles
y soñé…
mi sueño era tu color.
Me contaban de tus luces
y soñé…
mi sueño fue tu dolor.

Tus callecitas estrechas
donde la luz es tu magia
y su sonido un arrullo…
Tus plazas son intimistas
tu gente son mis amigas
aunque acabaran de verme…

Y el Falla solo era un sueño
inalcanzable, por cierto.
para mí, un vagabundo…
El Mercado y la Victoria
Puerta Tierra y San Francisco
Posesión irreverente…

Canalejas, Plaza España
Campo Sur y Astilleros
La Viña o el Mentidero…
Santa María, Carranza
Plaza la Mina o España
Paseo de Carlos tercero…

Sueños de sueños imposible
que durante años soñaban
con un Carnaval lejano…
Muy cercano en la distancia
que con sólo soñar podía
en mis manos disfrutarlo


Sueños que sueños no son…
que sólo hay que verlos
de primera mano.
sueños que sueños no son
son ilusiones
de carnavalero...

Sueños... sueños...son sueños...

martes, 22 de septiembre de 2009

Hotel Argantonio, Cadiz

Un pequeño inciso... y es que aun me quedan por ver las calles de Cadiz hasta Puerta Tierra. Pero me pica como un gusanillo en el estómago. Prometí escribir aqui sobre el Hotel en el que me hospedé, y temo que, si pasa demasiado tiempo, ya no se acuerden de mi.... y me hace ilusión. Les dije que les mandaría el enlace..... pura vanidad.... he de reconocerlo...
Pero andaba buscando un sitio en el casco antigüo, tranquilo, a cuatro pasos de cualquiera de los sitos que deseaba ver... no necesitaba ni spa ni masajes con barro, ni piscinas con agua de mar... pensaba estar tanto tiempo en la calle que sólamente necesitaba un sitio acogedor y confortable... vamos que lo impersonal de los hoteles de cinco estrellas y cien habitaciones no era lo que iba buscando.
Encontré este hotel. Quince habitaciones me garantizaban no mucho más allá de unas 30 personas. Y después de ver otros muchos hoteles, me dicidí a llamar aunque sólo fuera por saber si para el 12 tenían vacante alguna habitación individual. Un cielo quien me contestó... hablamos de Cadiz y de Carnavales... y me dijo como ver mi habitación desde internet después de hacer mi reserva... su voz y su amabilidad me dijeron que era un buen sitio. Y lo curioso es que ni pregunté cuánto me iba a costar... la poca costumbre...
Un Hotel de dos estrellas, en pleno centro del casco antigüo, cerca del puerto, de la Caleta, a cinco minutos de la Viña, a dos de La Catedral... de Puerta Tierra para adentro... vamos lo que yo andaba buscando. Y no me importaban demasiado las condiciones propias del Hotel, sólamente lo necesitaría para dormir.
Sus alrededores.... unas callecitas estrechas a las que se llega facilmente desde el Puerto, andandito y por la Avenida del Puerto y la de Ramon y Carranza, y queda a la altura de La Plaza de España y el Monumento a las Cortes, y de la Diputación Provincial.
Entrada discreta donde las haya...




Una entrada no muy grande, no te impone más que un arco mozárabe que parece sacado de la Alhambra que te queda de frente. A la derecha la Recepción, a la izquierda una pequeña barra donde no me importó tomar una cerveza mientras ponían en orden la habitación... creo que llegue demasiado pronto... y charlaba con la señorita de la recepción.




Pasado este arco... un patio de recuerdos totalmenta andaluces, con su solería de arcilla, zócalos de azulejo y fuentes por las que corre y canta el agua... a la izquierda un pequeño comedor, con muebles decapados en blanco, sillas y mesas rústicas, cuadros serenos, flores y motivos decorativos que me recordaban a una tetería árabe acomodada al gusto occidental y en el que pude desayunar, porque estaba incluido en la noche, tostadas, chacinas, bollería, zumo y café ( hacia años que no desayunaba tanto) ... a la derecha el sonido de la modernidad... internet y una cabina donde puedes mantener el contacto con los tuyos o simplemente curiosear, ( vamos... lo que sueles hacer en casa ).
Mas parece un patio al más puro estilo andaluz donde el baño era compartido por todos los vecinos, que el rellano de un Hotel... salvando las diferencias, claro... salvando las distancias entre lo rústico cómodo, cuidado y agradable y lo simplemente rústico, dejado de la mano de Dios, y que debe ser entendido como algo "tipical andalusian". Me encontré con algo andaluz, típico y cuidado.
Mi habitación... la llamada "Aradús"... He buscado en internet... "Aradus, uno de los lugares mas importantes de la Fenicia original, era una islita rocosa, de sólo 1.500 m de perímetro. Según Estrabón, estaba cubierta de edificios de varios pisos. Pese a su pequeño tamaño, la Historia nos documenta de que la ciudad dominaba sobre muchas de. las ciudades cercanas, como Maratus y Simira. No conocemos detalles de su topografía. Sus necrópolis, y quizá también sus suburbios, debieron extenderse por tierra firme, como ocurre, en Motya, en Sicilia. Estrabón recoge la extraña historia de que la ciudad no tenía pozos y que si sus cisternas se secaban, había un manantial submarino entre la isla y tierra firme del que los habitantes extraían el agua, haciéndola subir a las barcas por un tubo de cuero, en cuya extremidad inferior había media esfera de plomo que cubría la boca del manantial y la aislaba del agua del mar. Los habitantes de Aradus eran notables marinos. Formaban un gran contingente de las flotas fenicias, y sus monedas más antiguas muestran una galera en el reverso, como insignia de la ciudad."... Pero está decorada con detalles balineses, muy orientales. No tiene nada que ver, pero bueno... es original. Me gustó el espejo del baño (impecable), precioso, y esa solería que me recuerda a la que había en la casa de mi abuela y que ya sólo existe en el recuerdo. La cama es muy cómoda y las sábanas huelen a limpio. Televisión, conexión a Internet, minibar ( que no usé).... de lujo.

Baño...
Dormitorio...

Desde la otra esquina y tomada prestada de su página

Al final buscaba un hotelito barato en el que poder ir a dormir en la noche, mientras por el día me dedicaba a caminar y ver, aunque fuera por encima, la ciudad de Cadiz. Me encontré un hotel en el que se ve el esfuerzo por hacerlo acogedor y en el que las personas que trabajan allí se esfuerzan por hacerte la estancia muy agradable... gente próxima, amiga...
He de volver a Cadiz. Me quedan muchos rincones que ver y ahora sé dónde estan. Y además conozco un hotelito, la mar de lindo, en el que me puedo sentir entre amigos y a los que tengo que agradecer parte de mi feliz estancia en Cadiz.
P.D. Si, siendo trabajadora de Hostelería desde hace años, pudiese trabajar en un hotel semejante, lo haría. Lástima que esté en Cádiz.







domingo, 20 de septiembre de 2009

La Catedral

Desde La Caleta, y siguiendo las murallas por la Avenida Campo del Sur, con unas vistas realmente impresionantes, llegas hasta la Catedral. Y mientras caminas recuerdas aquel coro de Julio Pardo, allá por el 2005, "por los bloques" en el que el tipo era el de gatos callejeros vestidos de forma humana...
"Un gato que hace sus deseos realidad, un gato que quiere ser sólo de Cai na más... Todo lo que tiras por los bloques para este gato es un disloque... Lo que para ti es basura, aquí servirá... Lo que tú no quieras, este gato recupera..."
Y si... esos son... grandes bloques de hormigón que pareciera salvaguardaran las murallas de los envites del mar y que llegan hasta Puerta Tierra. Más allá queda la Cadiz moderna con sus grandes edificios, grandes superficies y grandes hoteles.

Mientras caminas no sabes hacia dónde mirar... si hacía el mar... si hacía las edificaciones (curiosas porque las casas tienen sus fachadas pintadas cada una de un color...




... u observar como esa cúpula dorada de la Catedral cada vez está más cerca.








No soy muy buena haciendo fotografías, y eso si las hago porque, a base de mirar y mirar, se me olvida que llevo la cámara y ni la saco... ni con el móvil, que siempre está más a mano, se me ocurre hacer alguna. O eso o hago las que hace todo el mundo y desde los mismos lugares.
Por ejemplo, quería hacer una foto de la fachada entera y no pude, no por nada, sino porque en esa plaza tan bonita a la que da la entrada principal de la Catedral, no sé a quien se le habrá ocurrido colocar dos carpas enormes ( una es una pista de baloncesto y otra, de la rabia, ni miré lo qué era) que sólamente salvan las terrazas de los bares porque entre ellas y la escalinata apenas han dejado un metro para poder pasar.
Quedaba entrar y me encuentro como en casi todas las Catedrales de España, supongo, con un pequeño mostrador y a un señor que te recibe en voz tan baja que no sabes qué contestarle aunque si que sabes que lo que te dice es que tienes que pagar para entrar. Vamos que, a no ser que sea la hora de los Oficios, la casa de Dios es del Ayuntamiento y este te cobra. No le envidio la tarea al señor del mostrador si tiene que explicar esto a todo el que llega.
El caso es que con la Catedral tambien se incluye la visita a la Cripta y al Museo. Si quieres visitar la primera son 3 € y si quieres visitar los dos, pues 5 €, que para ver sólo la Catedral tenía que esperar hasta las siete, la hora de la Misa, y entonces era gratis. Pero estaba en Cádiz y ese señor es gaditano, y cuando le dije que no tenía ningún interés por entrar a ninguno de los dos sitios y que era un fastidio, ya que estaba allí, tener que esperar dos horas más, me pregunta "¿vienes sola?". Si, contesto. "En ese caso, si es que vienes sola y no se lo dices a nadie, puedes pasar". Simpático el caballero.
Podía oir el eco de mis pisadas cuando, lo que supuse era el Coro de la Catedral, comenzaba su ensayo y, si ya sobrecoje una Catedral vacía pues con música de fondo aún más. Vamos que lo de sacar la cámara y hacer fotos a diestro y siniestro, encima, se me puso cuesta arriba.

sábado, 19 de septiembre de 2009

El Falla

No se le pueden hacer muchas fotos al Falla a no ser que te gusten los andamios. Está en restauracion, aunque dentro se celebra una muestra cinematográfica.
Si digo la verdad me quedé un poco chafada. Le di la vuelta, entera, pero ni lo vi tan grande ni sus ladrillos son tan "coloraos". Lo ves en la tele, tan hermoso, tan señorial... tan enorme... quizás yo esperaba que me impresionara más, pero tuve que sentarme en la plaza, delante de su portada, casi una hora porque no era capaz de marcharme, para encontrarle una ínfima parte de lo que esperaba. Ya me avisaron de que no era lo mismo con lo de los andamios, pero tampoco sus alrededores, sobre todo la plaza, me trasladaron mucho más allá de una plaza vacía, salvo por las palomas que campaban a sus anchas en una fuente sucia y descuidada, y donde tuve que echar mano de mi imaginación para verla llena de luz y color, sonidos, canciones, gente... carnaval.



Pretendía entrar... y después de una hora pensándomelo y viéndolo todo tan cerrado, lo rodeé de nuevo para despedirme. Justo en la parte de atrás una puerta abierta, pero un guarda con cara de no tener muchas ganas de estar allí me disuadió siquiera de intentarlo.

Aún así creo que si hubiese pegado mi oreja a sus muros hubiese podido escuchar viejos sones de comparsas y chascarrillos de chirigotas. Pero no lo hice. Lo haré cuando acuda a mi próxima cita.
Pero apesar de todo no deja ser una fábrica de sueños y esos no los hacen ni una plaza llena de gente ni unos ladrillos más o menos rojos. Los sueños del Falla estan en su interior, entre las butacas y en el escenario, entre bambalinas y en el gallinero, donde año trás año mucha gente se desgañita para cantar alabanzas a su tierra y contagiar su alegría al mundo entero... y algún día yo espero poder estar allí.

Castillo de San Sebastian

Así se ve el Castillo de San Sebastian desde la otra esquina de La Caleta. Se llega hasta él por el Paseo Fernando Quiñones, un malecón que lo une a la playa. Supongo que cuando sube la marea permitirá llegar hasta allí. Yo tuve que dejar la visita para la próxima vez que vaya a Cadiz porque en esta ocasión andaba mal de tiempo y quedaba mucho por ver aún.

Al otro lado, al pie del malecón, el Barrio de la Viña.




jueves, 17 de septiembre de 2009

De la Caleta a La Catedral


Detrás de mi oigo algo. "¿pero es que la gente se baña en el lodo?". Pues si que podría parecerlo pero no es más que lo que la bajamar deja a la vista y es curioso ver como los que bajaron a la playa andurrean por entre las pequeñas pozas y las piedras, y observas que, de vez en cuando, se agachan y recogen algo. A lo mejor alguno, esta noche, se come un platito de almejas de La Caleta al ajillo.


Si se va como yo a Cadiz, con la ilusión de ver y reconocer paisajes y lugares de los que durante años oiste hablar, y no eres capaz de mirarlos con algo más que curiosidad, puede que te sientas defraudado. No verás lo que esconden ni lo que significan para la gente de Cadiz, y eso es lo que realmente los hace especiales.
La Caleta es tema obligado en cualquier letra de Carnaval, entre otras cosas, porque queda muy cercano al Barrio de La Viña, carnavalero por excelencia. Sentada en la padereta veia a la gente yendo y viniendo de la playa. Una silla y la bolsa de las toallas suponía el único equipaje. Sencillo... A un lado de la Caleta el Castillo de Santa Catalina, al otro el Castillo de San Sebastian, y de fondo dos grandes edificios que forman parte del Campus Universitario, uno el Antiguo Hospicio y otro el Hospital Mora que hoy es la Facultad de Económicas. ¿Qué queda? el Bario de la Viña, y para los viñeros la Caleta es una prolongación de su casa y bajar a la playa es como echar un ratito en la sala de estar.


Y me alegro de haber ido en Septiembre porque, seguro que en Agosto no, me he encontrado con un Cadiz casi íntima.


En el centro dela playa otro emblemático edificio para todos los caleteros, el Balneario de La Palma, que por su forma semicircular bien parecieran dos brazos que se abren para cobijar a su gente y abrazar al mar, de la misma manera que Cadiz abraza a todo el que la visita.


Cadiz. Por las murallas

Me he prometido volver. A la porra los miedos a ir sola o a no conocer, o a no saber. Si no sabes o no conoces, ya sabrás y conocerás. Y si voy sola, pues ahora sé que tambien me gusta. Volveré a hacerlo y volveré a Cadiz porque allí no eres desconocida, preguntas y te llevan de la mano y, en dos días, te encuentras como en tu casa, como si de toda la vida... Pero claro, esto puede ser porque, en esta ocasión, Cadiz empezó para mi en Puerta Tierra. De ahí a La Caleta, del Puerto a La Catedral... todo está "a un par de calles más allá" y así da gusto.
El autobús me dejó junto a la Estación de Ferrocarril, justo en la entrada del Puerto, al pie de la Cuesta de las Calesas. Pensé que hasta el hotel sería una caminata, pero tampoco fue tan difícil y al regreso ya, un paseito.
Estaba tan ansiosa por ver cosas, que fué dejar la maleta y salir corriendo como si Cadiz se fuese a evaporar.
Tomé la paralela a la Avenida del Puerto, Ramon y Carranza, que me llevó hasta algún punto las murallas. Acostumbrada a mirar al mar y ver las costas de Africa enfrente, o al menos saber que no estan lejos, aquella vista me pareció inmensa.






Al fondo lo que se ve es el Baluarte de la Candelaria. Según se ve en el mapa está sobre un saliente de roca y a sus pies rompen las olas. Desde allí se ve toda la entrada a la bahía.Ya que estaba en las murallas decidí seguirlas hasta que terminaran, más que nada porque sabía que me levarían hasta la Playa de la Caleta que era algo que no podía dejar e ver. Más adelante unos jardines preciosos, donde sólo se oye cantar a los pajaros y, sobre todo a los loros que por allí hay muchos. Es el Parque Genovés. Desde aquí me encontré con las murallas cerradas con vallas y a poco me vi llegando al Castillo de Santa Catalina (enlace para ver fotos que no son mias...http://www.castillosnet.org/programs/castillosnet.php?tip=vis&dat=cadiz/CA-CAS-030) , que tambien estaba cerrado y fuera del horario de visitas. Pero mi rabia se fué cuando veo que a donde he llegado es a la Playa de la Caleta. Esta es la única que hice del castillo porque a la derecha me esperaban las que yo quería.




jueves, 10 de septiembre de 2009

Me voy "pa Cai"...

Pues si... me marcho... sólo por dos dias, pero me voy a Cadiz... Cádi... Cái... la tierra de los Carnavales, la cuna de la alegría....
Tengo diez dias de vacaciones y he decidido que, aunque no sea Febrero, me voy a caminar por las calles de Cádiz, por el Barrio de La Viña, Santa María y del Pópulo, por la Plaza del Mercado, del Tio de la Tiza y de San Francisco, por la Playa de la Caleta y de La Victoria, veré el Faro, Astilleros, Puerta Tierra y el Falla... cosas y sitios que conozco porque oigo de ellos en las letras de Carnaval en boca de Comparsas, Chirigotas o Coros. Será bonito reconocer aquellos lugares de los que tanto he oido hablar y nunca he visto.
Y estoy nerviosa... muy nerviosa. Ya tengo el Hotel, he visto ( gracias a internet) mi habitación y ya he comprado el billete, porque a falta de coche para eso estan los autobuses. Será la primera vez en mi vida que viaje sola... parece ridículo, pero es que siempre lo he hecho con alguien (papá y mamá, amigos, pareja). Pero tambien será la primera vez que lo haga como a mi me gusta, callejero en mano y a caminar, y no habrá nadie que me diga dónde voy a comer y qué, cuándo me voy a dormir y qué es lo que me debe interesar ver... vamos, una gozada que no me quería perder aunque lo de ir sola a cualquier sitio pueda no gustarme. Ya lo veré.

martes, 1 de septiembre de 2009

Lo que no mata... engorda

El médico te quita de fumar y de beber. Los bajos sueldos no te dejan pagar la hipoteca. Tus hijos y sus problemas no te dejan dormir tranquilo. Tu esposa se enfada si te quieres ir a ver el futbol. Tu esposo se enfada si quieres ir de vacaciones a casa de tu madre. El Gobierno te amenaza con subir los impuestos y tu tiemes miedo de quedarte sin empleo, si no lo estas ya.Y ahora "la gripe" y el Ministerio de Sanidad te dicen que dar besos y abrazos es peligroso.
"Lo que no mata... engorda"... podría llegar a ser un consuelo porque nos estamos quedando sin muchas cosas que no perjudiquen la salud

martes, 25 de agosto de 2009

Psicó-logico ?

Dicen que "la Primavera la sangre altera"... y, supongo, que el Verano te la revoluciona.
Bueno... puede que mi sangre sea de horchata porque sigo sin ganas de nada y la alegría no es que corra libremente por los pasillos de mi vida.
Acudí al médico porque la ansiedad unos dias, y la tristeza otros, me producía imsomnio, palpitaciones y dolores varios. Después de las analíticas, determinó que, posiblemente me estuviera metiendo en una Depresión, con episodios de Ansiedad, y eso me provocaba todo el malestar físico, pero que también podía ser al contrario ( diagnóstico claro y preciso ).
Después de un mes tuve que dejar la medicación... el horario de trabajo es bastante complicado y dormir o descansar son lujos que en verano, y en hosteleria, no me puedo permitir.
Afrontando el mes de Agosto, y otras circunstancias, mi situación anímica empeora hasta el punto de ser un quinario tener que salir de casa, y si es para enfrentarme a 12 horas de trabajo, aun más. Llegado a este punto solicité ayuda profesional y ayer fué mi cita con un Psicólogo.
Imaginas a un señor con barba, ya entradito en años, con cara de buen amigo, que te hace tumbar en un sofá y te hace hablar de tu vida, o te enseña unos dibujitos raros y te pregunta qué ves, y que después de una hora de charla, y gracias a sus conocimientos te dice que sabe cuál es tu problema y te cuenta cómo solucionarlo..... Pues no. Me encontre con una mujer, con una chica que no creo que superara los treints y pocos (que no quiere decir nada), que me somete a toda clase de preguntas y anda tomando notas, en una consulta que, por fria, no ofrece relax alguno, y que pasados 45 m me dice que para empezar ya está bien, que nos vemos pasado septiembre porque se va de vacaciones y que en la próxima hablaremos de otros aspectos de mi vida.
Ja... ¿ para eso he acudido a un psicólogo ? Pues menos mal que no tengo tendencias suicidas porque de aqui al 19 de Octubre podría pasar cualquier cosa.
Los problemas no se arreglan con medicación. Mis problemas me producen ansiedad y sólo buscaba una manera de enfrentarme a ella. Ahora, encima, cuando pienso la cantidad de ayuda psicológica que he recibido, me pongo de mala leche.


martes, 28 de julio de 2009

Mi amigo Minino


"Es pequeño, peludo y suave, tan blando por fuera que se diría todo de algodón".
Si esto no lo hubiese dicho D. Juan Ramón de Platero, yo lo hubiese dicho de Minino.
Minino es un romano europeo, gris atigrado, tiene ocho años y casi siete kilos ( y no porque esté capado, pobrecito, sino que, como dice el veterinario, tiene un esqueleto muy grande).
Es un dormilón. Se pasa el día retozando en mi cama y se retuerce y restriega contra la almohada dejándolo todo lleno de pelos. Por la noche viene a buscarme con una bola de papel en la boca para jugar o se tumba encima de mi pelo agarrándolo con las uñas, como si no quisiera que me escapara, y ronronea suave. Se hace un ovillo junto a mis piernas y dirige su hocico hacia el ventilador buscando fresquito, o se sube a la mesa y se queda observándome mientras tecleo en el ordenador y, a veces, hasta se atreve a hacerlo él también y maulla con ese tono que requiere atención. No le gusta verme hablar por teléfono, me quiere toda para si.
He aprendido a observar sus ojos, orejas y bigotes, ya escuchar sus maullidos ( distintos todos) aunque no he conseguido siempre saber lo que me quiere decir. El pobre, va y se cabrea cuando no le entiendo y viene a mordisquear mis tobillos en un juego entre "no importa" y "tonta, que no te enteras".
Me gusta cuando me espera después de la ducha metido en el lavabo para rozarse con mi pelo mojado. Me gusta cuando se sienta en el pollete de la ventana y recibe la visita de sus amigos gatos que me ponen el asiento de la moto, que esta justo debajo, llena de huellas de patitas. Me gusta cuando me acerca su frente a la boca para que le dé un beso y luego lametea suavemente la mía. A él le gusta tenderse encima de la ropa recien planchada y que le acaricie la tripa.
Compartimos casa. Creo que soy yo quien vive con él y no al contrario. Es él quien me permite hacer todo lo que hago.
Le adoro.

domingo, 26 de julio de 2009

Soledad

Me cuesta trabajo escribir. Parece mentira.
He llegado del trabajo con las manos tan hinchadas que no he sido capaz de abrir ni una lata de cerveza... ¡ con las ganas que tenía, aunque fuese sin alcohol !
El único que me recibió fué el gato, con ansias de cariños y carantoñas, pidiendo una caricia después de medio día de ausencia. Pobrecito.
Ayer murió alguien muy querido. Alguien con quien no conversé más de tres días, pero que me dejó una huella que no podré olvidar por su bondad, humanidad y amor y que dejó de hablarme porque fuí sincera, infinitamente sincera, y él no lo esperaba. En el trabajo han insinuado que mi esfuerzo sólo era por fastidiar, cuando cotizo cuatro horas, cobro cuatro horas, y trabajo las que hagan falta. Mi pareja no es pareja sino sólo un compromiso que contraje en un momento de mi vida y que ahora no me saca de ningún apuro, ni siquiera de este. Y mi familia esta lejos, muy lejos.
Me siento sola.
La soledad fue mi elección, vivir sola... pero no tener con quien no poder desahogarme de un mal día... eso no fué mi elección. Hice todo lo que estuvo en mi mano para que esto no ocurriese y he fracasado. Nunca quise cargar a nadie con mis problemas y hoy, que lo necesito, no encuentro con quien. todo el mundo esta demasiado ocupado con sus propios asuntos.
La soledad es un problema difícil de compartir porque nadie la quiere. Todos la sufrimos aunque ninguno la buscamos.
Hoy me pesa.

lunes, 20 de julio de 2009

Croquetas de choco con su tinta

Esto es algo que hago en mi trabajo. Es fácil, relativamente rápido y tienen mucho éxito. Parecerá mentira pero yo nunca las he probado.

Se necesita…

1 choco mediano
1 cebolla
1 pimiento verde
1 pimiento rojo
1 tomate rojo
3 ajos
1 pastilla de caldo de pescado
Perejil
200 gr de harina
½ l de leche
Huevos
Pan rallado
Aceite


Pico todas las verduras, no importa que a trozos
grandes, y con un poco de aceite hago un refrito
en una olla.
Mientras tanto limpio el choco, guardando la tinta, y lo troceo. Lo añado al refrito y lo dejo unos minutos que se enternezca. Suelo añadirle un chorrito de vino blanco, aunque no es imprescindible.












Después añado la bolsita de la
tinta y la pastilla de caldo y
remuevo.


En unos diez minutos lo aparto
del fuego y paso todo esto por la
batidora y dejarlo más o menos
picado es cuestión de gustos.





Añado la harina y luego, poco a poco, la leche sin dejar de remover, incluso se puede volver a pasar la batidora para que no queden grumos.



Lo vuelvo a poner a fuego fuerte y sigo removiendo para que no se pegue. Cuando veo que espesa y se despega de la olla lo aparto, lo vierto en un recipiente plano y lo meto en el frigorífico unas horas para que enfríe y tome cuerpo.


Ya esta la masa lista y para hacer las croquetas se hace como con cualquier otra. Se le puede dar forma alargada o en bolitas. Se pasan por huevo y pan rallado y quedan listas para freír en abundante aceite.
Si me salen muchas suelo congelarlas para otro día.
Hay quien las toma acompañadas de mayonesa o tomate frito.
Si alguien lo quiere intentar... buen provecho.
.

domingo, 19 de julio de 2009

jueves, 16 de julio de 2009

Una vuelta más de tuerca por parte el Ayuntamiento de Estepona

.
¿Crisis?.. Es posible… vamos, es seguro. Pero también es posible que bajo esa “bandera” se escondan otras cosas y aquella sirva de excusa para encubrir evidencias de otras cosas como la ineptitud, la dejadez, la incompetencia… y una serie de calificativos que las personas decentes de esta tierra preferirían no emplear al referirse a su “querido Ayuntamiento”.
El de Estepona no se cansa. Y luego dicen que “el ser humano es el único animal que no tropieza dos veces con la misma piedra”. Pues la verdad es que los senderos de este Consistorio deben estar “empedraos” porque yo llevo casi treinta años viviendo aquí y de cada dos piedras tropiezan en tres y nunca ha sido cuestión de ideología política.
La última la acaban de jugar y en lugar de intentar engrandecer las Fiestas de la Patrona la Virgen del Carmen ( cuestión que parece bastante difícil porque ni lo consiguieron con el Patrón, ni con los Carnavales, ni con la Semana Santa ni con la Feria ), parece que lo que quieren conseguir es arrancar de raíz todo el gusto por las tradiciones e inculcar en el ciudadano aquello de que nada es interesante si no es rentable. Lo que ocurre es que el pueblo gusta de tradiciones y lo de la rentabilidad, incluso en tiempos de crisis, prefiere sacrificarlo en pro de una satisfacción personal e íntima.
Si no tuvieron bastante con lo del año pasado y tuvimos que ver como el alumbrado para la procesión no se encendía, después de haber sido colocado, porque, por impago de recibos, Sevillana no le concedió suministro eléctrico…este año ni hay alumbrado para la Virgen, ni la Banda Municipal acompañará en el cortejo ( según creo, también, por cuestión de deudas con el Ayuntamiento), ni se han esforzado en el programa de Fiestas (y menos mal que la Cofradía le pone interés) y el colmo… en lugar de todo esto se dedican a montar chiringuitos especiales para celebrar “la Fiesta de la cerveza” en pleno Paseo Marítimo justo por donde ha de pasar la Procesión. Vamos… que a la Señora este año bien le pueden entrar deseos de bajar del trono y “echar unas cañitas” con los amigos que, con todo, puede que sea lo más cómodo dado que el entramado de cables que se ha instalado para este evento erótico-festivo-inoportuno-cervecero e impropio, dificulta aún más el tradicional paseo de Ntra. Sra. Del Carmen porque la altura de estos cables y el espacio que queda en la calle puede que no sea suficiente para que el trono pase sin problemas.
Pero esto es lo que tenemos… un Ayuntamiento que no se esfuerza en conservar, que ya no en mejorar, lo que de bueno tiene este pueblo, sino que además parece hace todo lo posible por ganarse a pulso, y por encima de cualquier cosa, ciertos calificativos no demasiado generosos y, por lo que se ve, a perpetuidad por el camino que vamos. Y encima “la gente va a donde va Vicente”, y si es gratis más, le hacemos el juego y aparte de las protestas… poco más. ¡ Con lo fácil que sería que la Virgen del Carmen procesionara hacia el puerto pesquero, que es donde está su gente, en lugar de hacerle el juego al Ayuntamiento ¡ Claro que entonces habría que poner de acuerdo a la Parroquia, la Cofradía y a la Hermandad y no sé si será fácil.
En fin.. que nos gusta aquello de “más vale malo conocido que bueno por conocer”….. y así nos va.
.

miércoles, 15 de julio de 2009

Rocio ¨09... todo un honor

Durante la semana que dura la Romería se está preparado para cualquier cosa. son esos días tan intensos, pueden ocurrir tantas cosas, pueden ser tantos los sentimientos con los que te puedes encontrar, que más te vale asumirlo desde el primer día. El rociero lo sabe. Sabe que no hay dos Rocios iguales y que cada año se puede encontrar con algo nuevo que le recuerda que allí todo se renueva, que nunca te vienes de vacío y que cada año te espera un nuevo regalo que te enriquece de alguna manera aunque nazca de la "rutina"de un peregrinar de muchos años.
El Sábado es el día de la Presentación. Desde por la mañana muy temprano las Camaristas estan con la Carreta limpiando el polvo que el camino le ha dejado, y cambiando las flores marchitas por una nuevas para que cuando la llevemos ante Ella luzca hermosa y todo el mundo pueda ver reflejado en su brillo el amor que llevamos en nuestros corazones. Son muchas horas de trabajo.
En todo el tiempo que llevo en la Hermandad nunca vi que cambiaran las Camaristas. Ya le tienen cogido tan bien el truco, se esmeran tanto en que todo quede perfecto, que no creo que haya nadie que lo hiciera ni mejor ni con tanta delicadeza, ni durante la Romería con la Carreta ni durante todo el año pendientes del Simpecao en la Iglesia.
Desde hace ocho años que lo solicité, tengo la suerte de ser quien este pendiente de la imagen y del camarín que hay en la Casa Hermandad. Cada semana, los viernes, pongo flores frescas en el pequeño Altar.



Con la Carreta suelo ayudar a las Camaristas desde abajo acercándoles las flores mientras ellas se esmeran en dejarla bonita.

Pero este año ha sido especial. En mitad del revuelo, se acercó a mi una de ellas y me dice que este año sería yo quien se encargase de hacer el frontal de la Carreta. Cuando participas de estas cosas consideras que es una suerte, y envidias la de ellas, pero nunca imaginé que algún día alguien envidiaría la mía.

Y así quedó...



























¿ A que quedó hermosa ?

.

martes, 14 de julio de 2009

¿ Imprudencia o inconsciencia ?

Tengo amigos que poseen grandes motos, de gran cilindrada, y cariñosamente las llaman "burras". Yo a mi "49", cariñosamente, la llamo "descapotable", suena más sofisticado y glamuroso.
Si no me equivoco este mes cumplo mi "mayoría de edad" como motera. Pero no he dejado de tener miedo, ni aún cuando la distancia no requiera salir a la carretera.
Esta mañana, como cada mañana, camino del trabajo iba pensando que no he tenido más accidentes porque Dios no ha querido y porque practico el exceso de prudencia. Si ello fuese objeto de multa ya tendría unas cuantas.
Aquellos que cruzan sin mirar. los que lo hacen a excasos metros de un paso de peatones y, claro, no los esperas, los que tienen los "intermitentes rotos" o los que piensan que sabes cuándo y dónde van a girar, los que frenan de golpe, los que no saben si a izquierda o a derecha, los que te adelantan porque no quieren ir a tu velocidad, los que apuran cuando se cierra el semáforo, los que parece que siempre llevan la preferencia de paso, los que no soportan una moto delante, los que confian en que sus niños saben que se tienen que parar o los que, por entre dos coches, meten el carrito del bebé "para que este vea si viene alguien", los que abren la puerta sin mirar, los que paran donde quieren, los que buscan aparcamiento, los que no acaban de saber desaparcar, los que van hablando por el movil...... creo que hoy me los he encontrado a todos y si no fuera porque voy con mil ojos cualquiera me podría haber costado un disgusto.
Despues de tres incidentes con mi "descapotable", en los que nunca fui la responsable y que no me costaron la vida evidentemente, creo que mil ojos son pocos dada la temeridad con la que, tanto peatones como conductores, nos conducimos (metámonos todos y sálvese el que pueda). Y lo peor de todo es que cuando estas imprudencias se cometen nunca hay un guardia que lo vea y llame la atención, y si lo hace... normalmente será el de la moto quien se lleve el rapapolvo.

martes, 30 de junio de 2009

sábado, 27 de junio de 2009

Rocio ¨09... lo más divertido




Ir de romería al Rocío es, si te gusta, algo que no se puede contar en tres líneas. Tampoco es fácil seguir un hilo porque todo tiene algo que ver con otra cosa que no puedes pasar de largo. No hay cosas poco importantes ni nada que no te deje un pequeño rescoldo. Tengo muchas cosas para contar de mi "semana grande".
Por empezar por algún sitio... algo divertido (al menos nos reimos una "jartá")
Muchos de los que llevan años acudiendo al Rocío recuerdan con añoranza los tiempos en los que se iba andando o a lomos de un borrico, con la telera de pan y el queso en las alforjas y de noche no había más luz que la de las hogueras o las lámparas de carburo.
Hoy, los borricos se han visto sustituidos por grandes carriolas o caravanas en las que no falta de nada, la telera y el queso por gambas y jamón, y el carburo hay quien no sabe ni lo que es.
Yo llevo una carriola. Bueno... la llevo si encuentro alguien que la necesite y tenga un coche con bola para tirar de ella. Es pequeñita... apenas entran cuatro personas. Pero no nos falta ni gloria.
Todo de plástico y de la tienda de los chinos... pero ni gloria.
Este año me empeñé en poner aseo y ducha. Lo de la ducha ya lo conté antes de irme y, para los que no tuvieron mucha confianza en ella... lo siento, pero sí que resultó.
El aseo... multiusos y, además, ecológico frente al "Water químico" de las caravanas.




Puedes usarlo donde quieras ( o bien dentro de la carriola con intimidad, o bien te lo llevas a la sombra del pino elegido para la ocasión) , barato, ocupa poco espacio y no requiere de instalación y, en cualquier caso, puede servir como simple asiento.
Y algunos pasaron para probarlo...


.